El Ego y la Dualidad II. Los engaños del Ego en la Mente Colectiva

La frase “escudriñadlo todo y retened lo bueno” es contraria al tipo de apreciaciones de prohibido, de pecado, de celosos, de vengativo, de iracundo, de dictador, de asesino u otras características que no son “frutos del espíritu Santo”. Notoriamente eso no viene de Dios, ni del Padre Eterno, ni del Perfecto… Eso no es sinónimo de libertad, o de aprender, de discernir o cosas semejantes. Para el ego, es precisamente toda esa prohibición la que causa el legalismo y el corazón endurecido. Si comprendemos que muchos dioses son personificaciones del ego y la dualidad, como ecuaciones y variables de un extremo al otro de la balanza, entonces podremos ver que a través de los fenómenos y las narrativas antiguas no veremos al Perfecto, sino a distorsiones dentro del cosmos de la Mente Colectiva, que para el hombre ignorante representan a “Dios”.

Nosotros nunca hemos conocido a Dios, realmente, ni lo conocieron los hebreos. Solo por medio de Jesús hemos entrado al túnel para conocerle, y eso porque Jesús explicó la Ley que por tanto tiempo solo algunos pocos entendidos habían comprendido. Solo algunos eran “despertados”, comprendían que la Ley del Uno es Dios. En otras palabras, vivir en la rectitud, el rechazo del ego y el beneficio del próximo realmente son la manifestación de Dios.

Pequeño fragmento del nuevo libro “Trascendencia“, por Frederick Guttmann R.

Este es el segundo programa realizado por Razedick Bertrand, de Stereo Amor, entrevistando a Frederick Guttmann de Project Magen hablando sobre el ego y la dualidad, así como su origen y causa.

Si te perdiste el primer programa puedes verlo aquí.

Vídeo

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *